24 febrero, 2014

DOBLETE (II PARTE)

Aprovecha mientras puedas... Y más aquí en el Norte que el tiempo es, como diría, variable... Hay fines de semana que surgen otros planes pero este al final cuadró y volví a sumar kilómetros ambos días. 
Entre semana el martes me escapé a runnear un rato, que conste en acta, el resto a esperar al finde.
Típica foto recién llegado y sudado, o sea, mala.
SÁBADO 22
Recibo un mensaje, tentador, auguro dolore di gamba, pero es una buena ocasión de compartir kilómetros con los amigos y no la desaprovecho. Primeros kilómetros acompañados por el inseparable viento de los últimos meses, dirección Eguino, llaneando lleganos hasta el tramo "rápido" de la jornada, por Olazagutia, mejor no dar más pistas... Y de ahí a encarar el primer puerto de esta temporada, Urbasa, miedo me da, ritmito desde el comienzo y no para hasta el cartel que anuncia la llegada arriba, primer asalto superado. 
Bajada alegre con algún bandazo fruto del dichoso viento, en tierras navarras, dirección montaña alavesa, tramo pestoso, se agarra... Parada y fondo en la típica fuente de carretera comarcal que atraviesa un pueblo. Aprovecho para sacar una foto a las burras y vuelta al tajo. Es un constante subir, la cosa no para hasta la siguiente cota, Iturrieta, bajada de 8 kms. y salimos ya a carretera nacional que nos llevará al último puerto del día, Azaceta. He sobrepasado el límite psicológico de los 100 kms. y empiezan ya a pesar en las piernas, se nota que sólo es el quinto día de bici. Subimos tranquilos, coronar y bajar hasta Vitoria, col de Zabalgana, temible a estas alturas, y llegada. Hemos cumplido la mañana con 137 kms. y unas cuantas risas, que es a lo que íbamos.
Cara de... ojo que hoy toca apretar.

Una belleza a la luz del día.

LLego con la pierna "fresca".

Los datos de la jornada.


DOMINGO 23
Madrugo, hoy toca comida familiar en Maeztu, consigo cuadrar a última hora una nueva salida en bici así que me presento en la rotonda para salir con el pelotón habitual y si, digo bien, pelotón, de más de 40 unidades que acompañado del fuerte viento hacen un cóctel explosivo.... Abanicos, latigazos, frenazos... Vamos, lo que necesitaban mis piernas auín resentidas del día anterior, duros primeros 60 kilómetros.
Al llegar al cruce de Salvatierra sigo el rumbo en solitario, me desago de los guantes, bajar la cremallera del térmico y a sufrir con viento de cara las primeras rampas del 15% del Puerto de Opacua, cuesta llegar arriba y más con este viento pero es el acceso más rápido al siguiente valle así que no hay mas remedio. Arriba más viento aún, abrigarse, comer y bajar hasta Contrasta. Llanear hasta San Vicente de Arana, aquí si, con viento a favor, de lujo. Saludos a los familiares de tan ilustre población y coger el atajo hacia Maeztu, la "meta" del día. Menos kilómetros pero más pendiente, es lo que tienen los atajos. Subida a la Ermita de Sta. Teodosia, confirmado, sigue ahí la primera rampa del 17% y la última del 20%. Bajar con mucha precaución hasta Roitegui, la carretera está descarnada, por decir algo, y de ahí ya a Maeztu con otra centena de kilómetros sumados, de auténtico cicloturismo, con sus fotos y todo, vamos, lo que viene a ser disfrutando.
Opacua, primer puerto del día.

Repostando agua en San Vicente de Arana.

La cruz de Sta. Teodosía, segundo puerto del día.

La foto "finish".

2 comentarios:

Jon Kaxka dijo...

te tengo vigilado

firma

maneta izquierda

DANDY dijo...

Gracias Kantxe!!! jajaja!!!